Adriana y Manu, boda en un Jardín Botánico




Hoy visitamos una tierra de rías como Pontevedra para enamorarnos con Adriana y Manu, la pareja de nuestra auténtica boda heartmade de hoy convertida en una fiesta del amor donde la sencillez de la pareja y la espectacular decoración se convierten en los principales protagonistas. 

Elegir un jardín botánico para celebrar el Sí, Quiero ya indica que se trata de unos novios apasionados por los detalles y la belleza de un lugar en el que cada elemento responde a un fin estílistico para dotar de armonía a todo un conjunto. Y es que el paraíso botánico de Pazo Quinteiro da Cruz, creado por el paisajista francés Dorgambide, es todo un oasis de camelias que enamora al que lo visita. Si a ello le sumamos la organización integral y decoración de El mono con Sombrero, magníficos en la elección de cada elemento el resultado resulta espectacular y sorprendente, eso sí, sin estridencias que estorben la perfección del conjunto. El arco floral XL que sirve como telón de fondo en la ceremonia directamente nos ha disparado al corazón.

Adriana confió para su vestido de novia en uno de los mejores estilistas que han pasado por su vida Javier Nogueira, conocido como Mr. Paramecio, que resulta también ser el hermano de la novia así que podéis imaginar que cada puntada estaba hecha con un cariño especial que sólo el que ve casar una hermana comprende. Un vestido sencillo y elegante con un sobrecuerpo de gasa finísima anudado a la espalda en forma de lazo. Por su parte, Manu escogió un traje azulón de Purificación Garcia complementado con una corbata verde como la hierba del pazo.

Después de degustar entre otras exquisiteces productos de la tierra servidos por el catering a cargo de Iñaki Bretal para O Eirado en un ameno cóctel llegó el momento que novios e invitados se trasladaran a la zona del banquete. Un original espacio en el que las sillas de bambú y las mesas desnudas junto a una coqueta iluminación se convertían en la clave de cierto ambiente rústico.

Un magnífico día que Ahr Photos con su ojo fotográfico y creativo inmortalizó para que cada instantánea de felicidad quedara para el recuerdo de muchos y que gracias a ello y al amor de Adriana y Manu podemos disfrutar hoy en el blog como la última boda de esta temporada. ¡Te encantará!


























 


 















¿Te gusta esta boda en el Pazo 
Pazo Quinteiro da Cruz?